Peleas de insultos en The Curse of Monkey Island

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +


Una de las cosas que caracterizaban a los Monkey Island eran las famosas peleas de insultos: una gran cantidad de frases irónicas con una respuesta determinada para conseguir desconcertar a tu rival y así ganarle. Las siguientes son pertenecientes a la tercera parte del juego. No son tan buenas como las de MI 1, pero los fans de la saga como yo las seguimos venerando.

Seguir leyendo…

  • Los enemigos contra los que me enfrenté fueron aniquilados / Mis ataques han dejado islas enteras sin poblados.
  • Con tu aliento, seguro que todos fueron asfixiados.
  • Eres tan repulsivo como una mona marrana / Tienes el atractivo de una iguana.
  • ¿Es que TANTO me parezco a tu hermana?
  • ¡Que el cielo conserve mi vista! ¡Pareces muerto como el pescado! / Nada podrá salvar tu pobre pellejo resecado.
  • La única forma en la que te conservarás será disecado.
  • ¡Te perseguiré día y noche sin ningún respeto! / ¡Persiguiendo a mi presa, la dejo en un aprieto!
  • Entonces se un buen perro ¡Siéntate! ¡Quieto!
  • ¡Voy a ensartarte como a una puerca guarrería! / Tus labios me recuerdan a los del pescado del día.
  • Cuando acabe CONTIGO, serás un bistec con disentería.
  • Mis grandes hazañas por todo el Caribe son celebradas / Mis habilidades con la espada son muy veneradas.
  • Que pena que todas estén inventadas.
  • Jamás había visto a nadie tan torpe con la espada / Nunca he perdido una pelea a espada.
  • Así habría sido, pero siempre estabas de escapada.
  • ¡No descansaré hasta que hayas sido exterminado! / ¡Tu olor hasta a un limpiador de retretes dejaría conmocionado!
  • Entonces deberías cambiar a descafeinado.
  • ¡Matarte seria un homicidio justificado! / Cuando termine, tu cuerpo estará podrido y disecado.
  • Entonces matarte debe ser un fungicidio justificado.
  • ¡Si luchas cara a cara conmigo necesitarás un consejero! / Nunca antes me había encarado a alguien tan pordiosero.
  • Es esa tu cara, pensé que era tu trasero.
  • Te dejaré devastado, mutilado y perforado / No se cuál de mis características te tiene más intimidado.
  • Tu solo olor me deja enfadado, agitado y enojado.
  • ¡Eres el monstruo más feo jamás creado! / Tu cara haría vomitar hasta al cerdo menos aseado.
  • Si no cuentas todas las demás con las que te has citado.
  • ¿Te gustaría ser enterrado o incinerado? / Te dejaré elegir. ¡Puedes ser destripado o decapitado!
  • Contigo alrededor, preferiría ser fumigado.
  • Cuando tu padre te vio por primera vez debió sentirse mortificado. / Eres de un linaje sucio y alocado.
  • Al menos el mio puede ser identificado.
  • ¡Mis graciosos comentarios no igualarás con acierto! / Nada podrá impedirme que te arrastre como el viento.
  • Podré, si utilizas un spray contra tu mal aliento.
  • ¡En guardia! ¡Mamarracho! / ¡Tu madre es un marimacho!
  • ¡Tus palabras no son de un macho!

Share.

Comments are closed.